Callejón de los judíos

Fragmento de una vía medieval restaurada en 1992 cuyo origen se remonta al siglo XIV. Formaba parte de la judería o aljama de Sant Mateu.

Se trata, al parecer, de un fragmento de un estrecho vial de mayor longitud que llegaba hasta la zuda de Sant Mateu, la parte más antigua de la villa. Otros fragmentos de la misma calle son los que hoy se conocen como calle Gallines y calle Palpacuixes.

Se trata de la única muestra arquitectónica llegada hasta nuestros días de la  comunidad hebrea o aljama de Sant Mateu.

El Callejón de los Judíos separa el Palacio Borrull o L’Audiència del palacio de la Cort Nova o Ayuntamiento . Es un hecho frecuente entre las viviendas señoriales valencianas de época gótica él estar separadas por estrechos callejones.

Es un ejemplo típico de la organización urbana relacionada con la presencia de aljamas. Los judíos estaban obligados a vivir en un determinado barrio – en el reino de Valencia jueries, en Cataluña y Mallorca calls – por lo general cerca del centro urbano y de los edificios públicos y de gobierno más importantes. A veces, por motivos de seguridad, el barrio disponía de puertas de cierre.

Las aljamas judías pertenecían al rey, eran de su propiedad y a él pagaban diversos impuestos. Poseían sus propios órganos de autogobierno: el consejo, el tribunal rabínico, cofradías piadosas, escuelas, sinagoga, cementerio, carnicería, funcionarios públicos y oficiales.

Respecto a las actividades de los judíos hay que evitar caer en el tópico. Sus actividades estaban relacionadas con lo que actualmente conocemos como sector secundario y de servicios: el artesanado y el comercio de productos agrícolas, ganaderos y textil aunque tampoco faltaron médicos, agentes de compra y venta y prestamistas.

El Callejón de los Judíos fue restaurado en 1992 pasando de estar tapiado, lleno de escombros y con un penoso aspecto a la imagen actual. Las obras realizadas consistieron en el derribo de construcciones sobrantes, limpieza, repicado, saneado y rejuntado de muros y pavimentación